Microbiólogo e ingeniero eléctrico reciben premio al investigador de la UCR 2019

Manrique Vindas Segura

El “Premio al Investigador (a) de la Universidad de Costa Rica 2019” se otorgó en diciembre del año pasado en las áreas de Ingeniería y Ciencias de la Salud, que son dos de las seis áreas académicas de la Universidad de Costa Rica (UCR).

Los ganadores del Premio la Investigador, Dr. Alberto Alape Girón (Izquierda) y Dr. Orlando Arrieta Orozco (Derecha), recibieron una estatuilla del escultor Domingo Ramos y un reconocimiento económico equivalente en colones a $ 5 mil de los Estados Unidos de América.

En el área de Ingeniería, el ganador del premio fue el ingeniero eléctrico Dr. Orlando Arrieta Orozco, mientras que en el Área de la Salud lo ganó el microbiólogo Dr. Alberto Alape Girón.

En ambos casos el jurado consideró la amplia labor académica, científica e investigativa de los ganadores, la novedad de sus investigaciones, la divulgación de los resultados, así como la cantidad y calidad de publicaciones científicas. De igual manera su participación activa y productiva en equipos de investigación.

En el campo de la docencia, tomó en cuenta el acompañamiento de estudiantes en la realización de investigaciones para trabajos finales de graduación, así como la motivación y apoyo para que cursen doctorados en el país o en el extranjero.

Para cada caso, el jurado destacó también las virtudes particulares de cada uno de los ganadores del premio que justificaron su elección.

Estudioso de antivenenos

En el caso del Dr. Alberto Alape Girón, el jurado destacó que le otorgó el premio  “por sus estudios sobre los venenos de las serpientes coral (género Micrurus), la capacidad de los anticuerpos de antivenenos para revertir la unión de las neurotoxinas de Micrurus al receptor de acetil colina de la placa motora de las fibras musculares.

Señaló que el Dr. Alape contribuyó a la “caracterización bioquímica detallada del veneno de la principal serpiente de coral en Centroamérica, Micrurus igrocinctus, la purificación y caracterización de diversas neurotoxinas, de la familia de las neurotoxinas de ‘tres dedos’, así como varias fosfolipasas A2, de dicho veneno, la modificación de estas a lo largo de evolución lo que permitió conocer las relaciones estructura-función de estas iotoxinas y demostró que la adquisición de miotoxicidad en fosfolipasas A2 ocurrió por caminos evolutivos diferentes en las especies de serpiente de las familias Elapidae y Viperidae”.

También consideró que “los aportes del Dr Alape en investigación han permitido, por un lado, un conocimiento bioquímico detallado de los venenos de Bothrops asper y Micrurus igrocinctus, así como la introducción de la inmunización con ADN para generar anticuerpos contra toxinas de venenos.

“Por otra parte, sus estudios de la fosfolipasa C de la bacteria Clostridium perfringens han permitido esclarecer aspectos fundamentales de la patogénesis de la gangrena gaseosa, a partir de los cuales se pueden generar nuevos abordajes terapéuticos para esta enfermedad”.

Ingeniería de control

En cuanto al Dr. Orlando Arrieta Orozco, el jurado destacó que “la investigación hecha por el Dr. Orlando Arrieta se vincula con el área de Ingeniería de Control de Procesos Industriales, donde aplica el algoritmo de control PID (Proporcional-Integral-Derivativo), utilizado en alrededor del 90% de los lazos de control a nivel industrial.

“La ingeniería de control es parte integral de la sociedad moderna, además el Dr. Arrieta ha centrado su investigación en un enfoque que aporta soluciones para mejorar el comportamiento general de un sistema de control PID, en procura de balancear todas las consideraciones de diseño, lo cual constituye una contribución significativa en la forma de diseñar los sistemas de control, como el rendimiento combinado del sistema y la inclusión de la robustez para el lazo de control”.

También el jurado recalcó la naturaleza internacional de la investigación del Dr. Arrieta, pues “la estrecha colaboración con colegas y grupos científicos extranjeros siempre han sido parte fundamental del trabajo del Dr. Orlando Arrieta y le han posibilitado acceder a enriquecedores puntos vista complementarios sobre la investigación en ingeniería de control, dando como resultado desde la propuesta de proyectos de investigación hasta publicaciones conjuntas”.

Premio anual

EL premio se convoca cada año para premiar a dos de las seis áreas académicas de la UCR. Este año le tocó el turno a las de áreas de las Ciencias de la Salud e Ingeniería.

El Premio al Investigador (a) de la Universidad de Costa Rica fue creado  por la Vicerrectoría de Investigación en el año 2005 para reconocer los aportes que los investigadores (as) de la UCR brindan a la sociedad. Es un incentivo por las sus contribuciones al desarrollo científico, tecnológico y social.

Las postulaciones de los candidatos las hacen los Consejos Científicos, las Comisiones de Investigación y las Asambleas de Escuela o Facultad. También pueden hacerlas los propios candidatos (as), otro académico (a), o bien un grupo de investigadores (as) del área correspondiente.

El Jurado Calificador siempre está compuesto por destacados (as) investigadores (as), entre ellos (as) el Vicerrector (a) de Investigación, dos representantes de cada una de las dos áreas designadas para cada año y una por cada una de las restantes áreas definidas en el Estatuto Orgánico y al menos una persona investigadora nacional o extranjera.

La premiación se lleva a cabo en el mes de diciembre de cada año y cada uno de los ganadores (as) recibe una estatuilla y un reconocimiento económico equivalente en colones a $ 5 mil de los Estados Unidos de América.

Este año los premios fueron entregados por el Dr. Fernando García Santamaría, vicerrector de investigación, quien señaló que “el acto académico de la investigación no finaliza con una publicación científica, no finaliza en una ponencia en un congreso, o en un capítulo de un libro. Todos nosotros y nuestras investigaciones somos financiados con fondos públicos y es nuestro deber moral y ético hacer una contribución de vuelta a la sociedad”.

También participó en la entrega del premio la Dra. Guiselle Garbanzo Vargas, presidenta del jurado calificador. La ceremonia se realizó el 17 de diciembre del 2019, en el Auditorio del Centro de Investigación y Capacitación en Administración Pública (CICAP).

En el área de Ciencias de la Salud, el Premio al Investigador fue concedido al Dr. Alberto Alape Girón.

Carrera académica de los ganadores

Dr. Orlando Arrieta Orozco: es licenciado en Ingeniería Eléctrica de la UCR, posee un Doctorado en Informática Industrial – Técnicas Avanzadas de Producción, en la Universidad Autónoma de Barcelona (UAB), España, donde logra un sobresaliente cum laude. Postdoctorado en la misma universidad que le otorgó el doctorado. Es importante destacar la mención de “Doctorado Europeo” recibida por la investigación de tesis del Dr. Orlando Arrieta, la cual es concedida a disertaciones que superen dos revisiones por pares externos internacionales. Ha sido director de la Escuela de Ingeniería Eléctrica y decano de la Facultad de Ingeniería.

Dr. Alberto Alape Girón: es microbiólogo y químico clínico. De 1990 a 1992, realizó estudios de maestría en Microbiología Médica en el Instituto Karolinska en Estocolmo, Suecia. Entre 1993 y 1997 realizó estudios de doctorado en el mismo instituto. Desde el 2002, es catedrático del Departamento de Bioquímica de la Escuela de Medicina de la Universidad de Costa Rica y participa como docente en cursos de bioquímica de pregrado y posgrado. Ha sido director del Centro de Investigación en Estructuras Microscópicas (Ciemic) y del Instituto Clodomiro Picado (ICP) de la UCR.

En el área de Ingeniería, el ganador del premio fue el ingeniero eléctrico Dr. Orlando Arrieta Orozco.