Fotonoticia

Pueblo agradece con flores al ICP-UCR por aporte en lucha contra el coronavirus

Manrique Vindas Segura

El pueblo de Dulce Nombre de Coronado, representando al pueblo de Costa Rica, agradeció los esfuerzos del personal del Instituto Clodomiro Picado (ICP) de la Universidad de Costa Rica (UCR) por crear un medicamento que podría combatir al nuevo coronavirus que tiene al mundo en emergencia sanitaria.

Y no es para menos, porque en ese instituto de la UCR ubicado contiguo a la plaza de deportes de Dulce Nombre de Coronado en San José de Costa Rica, surgió el primer medicamento a nivel mundial, específico contra la enfermedad COVID-19, convirtiendo a nuestro país en el primero en el mundo que lo logra.

Otros países están intentando algo similar: Argentina también con caballos y Gran Bretaña con ovejas. Pero Costa Rica ya lo tiene cinco meses después de que apareció el primer caso de coronavirus SARS-COV-2 en territorio nacional.

El tratamiento creado en el ICP ya fue probado en el laboratorio de la Universidad de George Mason en los Estados Unidos de América con resultados muy  positivos, porque se demostró que las dos formulaciones de anticuerpos equinos preparadas por eI ICP-UCR, a partir de plasma de los caballos hiperinmunizados con proteínas virales, son capaces de inhibir el poder infeccioso del coronavirus SARS-CoV-2 que produce la neumonía COVID-19. (VER INFORMACIÓN)

El investigador y ex director del Instituto Clodomiro Picado, Dr. Aberto Alape Girón recogió las flores y mensajes de agradecimiento por la creación de un suero efectivo para tratar la neumonía COVID-19 causada por el nuevo coronavirus SARs-CoV-2. (Foto: Semanario Universidad)

Banderas de Costa Rica, tarjetas y girasoles, flor icónica de la UCR, aparecieron en la entrada del ICP-UCR, tras conocerse que el suero Anti-SARS-COV-2 creado por sus científicos pasó con éxito las pruebas iniciales y podría aplicarse a pacientes de la CCSS en la fase clínica subsiguiente. (Foto: Semanario Universidad)

"Muchas gracias por su labor; el país les agradece. Bendiciones", decía una tarjeta verde. "Gracias por todo su esfuerzo para ayudarnos a salir de esto", rezaba una letra de niña, adornado por un dibujo del coronavirus. "Por favor no se rindan. Valoramos mucho su esfuerzo", expresaba otra tarjeta en forma de corazón amarillo.